23.3.14

Fuera de toma





Investigando sobre John Cassavetes y su película Faces (1968), nos encontramos con está anécdota que lo pinta mejor que miles de palabras:

(Faces) "Rodado sin apenas presupuesto, con su casa como plató y sus amigos convertidos en actores, junto a algunos profesionales que se las arreglaron para conseguir cámaras más o menos decentes. Amigos a los que cada noche, cuando salían de trabajar, invitaba a cenar mientras planeaban las tomas que rodarían esa madrugada.

Y en medio de ese aparente caos, se cuela un joven cuyo nombre a nadie sonaba por aquel entonces. Durante tres días, Steven Spielberg, que solo tenía 18 años, trabajó como asistente de dirección en Faces, encargado de ir a buscar café y cigarrillos para el equipo. Una tarea de la que pronto se cansó y se marchó.

Dos años después, Spielberg estaba viendo actuar a Cassavetes en un programa de televisión de un estudio de Hollywood. Cassavetes, que según Spielberg no podía acordarse de él, lo sorprendió al acercarse a saludarlo y le preguntó qué opinaba sobre una escena que estaban rodando. Cuando Spielberg le dijo que quería ser director algún día, Cassavetes le preguntó cómo lo dirigiría en la escena que estaba interpretando, y siguió su consejo en la siguiente toma.

Era algo típico de Cassavetes. Nadie estaba por debajo de él, de todo el mundo podía aprender algo. Incluso de ese muchacho de veinte años que más tarde se convertiría en uno de los iconos universales del cine".

Fuente: Canal TCM

No hay comentarios.:

Publicar un comentario